Páginas

domingo, 28 de octubre de 2012

La gran condena del prisionero # 15

la sonrisa que refleja simplemente con sus labios, pintados a mil color, por el sabor del clima húmedo y sombrío de veranillo; mientras los muerde con sus dientes comparados posiblemente con las perlas mas bellas del ancho mar. espero ser la dueña de su encabezada y madura forma de actuar, cuando ese rayo mortal me eleva, me hace críticamente suya. Una vez donde estuve yo sentada en un banquito de la plaza y te vi pasar de largo, vi tu rumbo al horizonte y sonriente te alejabas ... decidí no interrumpir tu largo destino, y sin cuestiones mirastes atrás y devolvistes tu mirada ante mis ojos vidriosos, inundados en lagrimas sangrientas; Anónimo seras un reflejo, Metafóricamente te dire: "Bipolarmente te quiero porque se que no me quieres como quiero que lo hagas, pero si tu me quieres, te querré el doble para desear aun mas que no me quieras" Nací llorando, pero cuando el salvaje sol quillero toco mis mejillas sonrientes entendí el porque te presentía el 3 de julio llegar muy pronto a mis brazos pálidos... te alejaras de mi, para un bien común. quizás no te vuelva a ver, pero, se que tu destino esta tallado de los barandales de poesía completamente dulcesita. Autor: Andrea S.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario