Páginas

lunes, 10 de junio de 2013

Dependo de ti

Hey Satan! Cada vez, mas llena de hipocresía, empujando el valor a la basura, estoy siendo arrogante al escribir, mientras llena de ideas superficiales, me niego a soplar un mecanismo totalmente perjudicial, sabiendo lo que prepara el destino, hasta la lógica perdió su sentido, no soporto esta estúpida realidad, estas a blanco y negro, y se que no eres para mi, pero pasaran mil años, para que nos demos cuenta de el error. Culpable soy, pero ¿que puedes hacer?, ya estoy envuelta en el maullido de un gato gris, estoy perdida, colgada sobre una rama, con el maquillaje regado sobre el rostro, estoy manchada de llanto y desperdicio social, vulnerable, y ante un joven que se acercaba llorar, cerca de este gran árbol, lo observe, y salvajemente lo juzgue, un joven empujado a una solución, se hace merecedor del cielo infinito de la felicidad. mientras derramaba sangre, mi sangre estaba siendo provocada por las ramas cortantes de aquel árbol frondoso y perturbado. Mis gotas sangrientas cayeron sobre su frente, el asustado fijo su mirada sobre mis ojos. sonreí, le hice mofas, y amablemente le lance una manzana, Aquel joven, desde el suelo me susurro con firmeza: Eres la luz, la mejor, la que aparto la oscuridad de mi tristeza, la que cambio mi vida de una forma transcendental. Sorprendida lo mire, y le respondí: eres el sendero, lo mejor, un reflejo eterno, que destruyo mi miedo, renovó mi existir de una manera única. Aquellos ojos que cautivan, pero desgraciadamente al mirar sus ojos, ella ya sabia lo que pasaría, todo el desenfreno pasional se acabaría, al verlo por primera vez, ya sabia como todo terminara, prefiere evitar la tragedia, y lanzarse a un vacío, donde al final, solo hallamos tumbas desechables, pero no dejara de agradecer por los mejores momentos en cortos instantes, pero sin mas que añadir, le dieron un adios, esperado hace tiempo, por dias atras......... Autor: Andrea Serrato & Luis Baron

No hay comentarios.:

Publicar un comentario